¡NO DAÑEMOS!: Seamos conscientes del daño causado por el racismo, etnicismo y nacionalismo

Algo que ha generado sufrimientos a gran escala (con millones de víctimas) y de alta intensidad (incluyendo torturas y todo tipo de atrocidades) es el racismo, el etnicismo y el nacionalismo. Constituye un fuerte sentimiento de grupo basado en la raza, etnia o nacionalidad que lleva a pisotear a los que son de otras razas, etnias o nacionalidades.

Algunos ejemplos de horrores provocados por este tipo de sentimiento exacerbado de pertenencia a un colectivo son los siguientes:

  1. GENOCIDIOS y masacres, como el Holocausto nazi (7 millones), las matanzas de alemanes étnicos contra eslavos (hasta más de 6 millones), entre indios y pakistanís (hasta 2 millones), de nacionalistas turcos contra armenios (hasta 1,5 millones), griegos (hasta 900.000) y asirios (hasta 750.000). O también entre tutsis y hutus en Ruanda (más de 1 millón), el de nacionalistas croatas contra serbios durante la 2GM (hasta más de medio millón), de europeo-americanos contra indios americanos tanto en América del Norte como del Sur, congoleños contra pigmeos, etc.

Y continúan en la actualidad, como está sucediendo contra varias etnias del Darfur (hasta 500.000), contra los acholi en Uganda (cientos de miles) o los rohingya en Birmania. Pero las cifras de muertes son sólo la punta del iceberg del sufrimiento causado, ya que hay que añadir los números mucho mayores de torturados, violadas, traumatizados, huérfanos, padres que han perdido sus hijos y otros tipos de víctimas. Es decir, el gregarismo tóxico ha demostrado una y otra vez ser casi igual de letal para los humanos como el insecticida contra los bichos.

2. LIMPIEZAS ÉTNICAS que causan, además de masacres, desplazamientos masivos como la de los alemanes del Este de Europa tras la Segunda Guerra Mundial (más de 14 millones), indios y pakistanís (14 millones), serbios, kosovares y otras etnias de la ex-Yugoslavia en las guerras de los 90 (unos 4 millones), palestinos y judíos, etnias de Sudán del Sur, etc. Ello implica perderlo prácticamente todo y tener que empezar una vida desde cero.

3. GUERRAS de origen nacionalista, como la Primera Guerra Mundial (20 millones de muertos), la Segunda Guerra Mundial (75-80 millones de muertos), las invasiones japonesas de los años 30, etc. A esos datos hay que añadir muchos millones más de víctimas de amputaciones, heridas, violaciones, duelo por la muerte de seres queridos, pérdida de hogares y propiedades, secuelas psicológicas dolorosas, hambre, etc. Es decir, el ultranacionalismo es una auténtica arma de destrucción masiva a la que de vez en cuando apretamos su botón.

4. ESCLAVITUD 

Leer ¡NO DAÑEMOS!: Rebelémonos contra la esclavitud, también la encubierta

5. APARTHEID, segregación y sistemas sometimiento como en Sudáfrica, Rodesia y otros países.

6. EXPOLIOS de tierras inter-étnicos.

7. LEYES DISCRIMINATORIAS contra determinadas razas (como en América tanto del Norte como del Sur contra negros, indígenas, mestizos, etc.) o etnias (como contra los judíos en muchos países europeos y musulmanes). 

8. EXPLOTACIÓN, PRIVILEGIOS y sistemas clientelares, como sucede en África, donde etnias dominantes se apropian los recursos del país y de los puestos en las administraciones públicas, excluyendo a otras etnias.

9. ROBOS Y DESHONESTIDADES hacia otros grupos, práctica especialmente común en el Neolítico entre aldeas y tribus vecinas y que en la actualidad hacen bastantes gitanos con los payos.

10. CONFLICTOS y tensiones de diferentes intensidades.

El abuso entre razas, etnias y naciones ha sido algo muy común desde el Neolítico en los diferentes continentes, como los griegos de las diferentes polis con las etnias no helenas, los espartanos con los periecos o los romanos con los “bárbaros” (todos los demás salvo los griegos). También los vikingos con francos, anglosajones y celtas, los francos con sajones y los descendientes de estos fueron muy racistas con otros pueblos de otros continentes.

Asimismo han sido así los europeos cristianos en general con los eslavos paganos, judíos, moros y posteriormente con todos los no blancos. En otros continentes lo hicieron los mexicas con otras etnias mesoamericanas, sudaneses musulmanes del norte con los cristianos y animistas de sur y un largo etcétera de la historia. Probablemente no se salve ningún pueblo de esta enfermedad congénita.

Todos ellos tienen como común denominador este tipo de pensamiento: abuso de ti porque me conviene y perteneces a un grupo diferente al mío. Cogen la tiza para dibujar en una pizarra llena de unidades varios subconjuntos, a cada uno del cual ponen una etiqueta y marcan aquellos a los que se puede explotar y maltratar.

Leer ¡NO DAÑEMOS!: Evitemos etiquetas que son carta blanca para dañar 

Las ideas de la Ilustración y su materialización en la Revolución Francesa y otras revoluciones liberales del siglo XIX supusieron un importante freno a ese tribalismo dañino, como la abolición de la esclavitud de los negros, la lucha del comercio transatlántico de africanos o la concesión de igualdad derechos a los judíos en Europa.

Sin embargo, ese mismo siglo surgió otro fenómeno que acabaría suponiendo un gran salto hacia atrás: el nacionalismo, vinculado al Romanticismo, y que terminaría dando lugar el siglo siguiente a los horrores de la Primera y Segunda Guerra Mundial, al nazismo, fascismo, el devastador imperialismo japonés, etc.

Seamos conscientes de ello y de que puede repetirse si no vamos a la raíz del problema y evitamos el ultragregarismo.

¡NO DAÑEMOS!: No seamos racistas, etnicistas, xenófobos, ultranacionalistas

¡NO DAÑEMOS!: Evitemos el gregarismo dañino

¡NO DAÑEMOS!: Seamos abiertos

Gracias por compartir para que los demás también tomen conciencia, 

 Xavier Paya 

Iniciativa ¡NO DAÑES!

www.institutodelbienestar.com

NO HAGAMOS DAÑO A NADIE, salvo legítima defensa contra el agresor.

 

Lee: otros artículos de ¡NO DAÑES!…

Con la iniciativa ¡NO DAÑES! luchamos por evitar que te causen cualquier tipo de sufrimiento o daño a ti, tus seres queridos y los demás.

¿QUIERES AYUDARNOS EN ELLO PARA DEJAR UN MUNDO MEJOR AL QUE HAS ENCONTRADO?