¡NO DAÑEMOS!: Reformemos la parte dañina de la extrema derecha

La extrema derecha puede ir desde extremos como el nazismo, el fascismo, el militarismo japonés de los años 30 o dictaduras militares ultraderechistas hasta versiones democráticas de autoritarismo y tradicionalismo iliberal. La ciencia ha descubierto que tiene una correlación con psicopatología y narcisismo perverso.

La parte dañina de esta familia de ideologías y actitudes se compone de todos o algunos de los siguientes elementos:

  • Búsqueda de enemigos externos, internos o preferiblemente ambos.

Responden a instintos básicos en el ser humano, razón por la cual siempre han existido estas corrientes en las sociedades humanas, con unos nombres o con otros.

Es una dimensión del género humano tremendamente peligrosa, habiendo ocasionado numerosas guerras, algunas de ellas devastadoras, con millones o incluso decenas de millones de muertos y muchas víctimas más amputadas, heridas, huérfanas, sin casa, en la pobreza, etc.. Ha sido también una fuente de genocidios, limpiezas étnicas, torturas, violencia, malos tratos, discriminación injusta a colectivos, etc.

Y es más: si no mantenemos la guardia bien alta y corregimos esa tendencia humana, volverán a repetirse esos grandes sufrimientos, ya que la historia es cíclica, pues el ADN humano sigue siendo básicamente el mismo; apenas cambia en años ni décadas, sino más bien en milenios.

El antídoto para evitar lo anterior es canalizar esos instintos de la manera más saludable y equilibrada posible, con moderación. Convirtamos la necesidad de pertenencia al grupo en un civismo saludable que nos lleve a contribuir al buen funcionamiento del mismo, pero simultáneamente respetando a otros grupos y teniendo en cuenta también el bien común de todo el mundo.

De forma más concreta, el tratamiento médico de esta enfermedad que puede causar tantos estragos se compone de las diferentes medicinas que se especifican en los links anteriores.

Es fundamental la educación de los niños en todo ello, así como la pedagogía y presión social entre adultos.

Aunque actualmente la extrema derecha tiene mucho menos impacto social y político que, por ejemplo, en los años 30, no nos fiemos, porque a veces es suficiente con una gran crisis económica, catástrofe u otro tipo de situación muy indeseable que la democracia liberal no pueda solucionar a corto plazo para que se dispare el apoyo popular a opciones extremas que prometen curas milagrosas.

Si quieres aportar tu granito de arena para evitar los males antes mencionados, te animo a que compartas este tipo de mensajes.

Gracias,

 Xavier Paya 

¡NO DAÑES!

www.institutodelbienestar.com

NO HAGAMOS DAÑO A NADIE, salvo legítima defensa contra el agresor.

 

Lee: Reformemos la parte dañina del Comunismo y similares

Lee: otros artículos de ¡NO DAÑES!…

Con la iniciativa ¡NO DAÑES! luchamos por evitar que te causen cualquier tipo de sufrimiento o daño a ti, tus seres queridos y los demás.

¿QUIERES AYUDARNOS EN ELLO PARA DEJAR UN MUNDO MEJOR AL QUE HAS ENCONTRADO?